Teherán, 10 feb (Prensa Latina) Irán desafió amenazas de Estados Unidos con el intento de colocar un satélite de observación científica que quedó a medias por fallas en el cohete propulsor, expresaron hoy medios informativos locales.

Como parte de su programa espacial pacífico y transparente, consignó el sitio digital HispanTV, los científicos iraníes lanzaron el ingenio que, según sus criterios, cumplió 90 por ciento de lo programado.

‘Con la ayuda de Dios y mejoras de cara a los próximos intentos, completaremos la parte final de la misión’, indicó el vocero de la Organización Aeroespacial del Ministerio iraní de Defensa, Ahmad Hoseini.

Este domingo, la república islámica se atrevió a dar un paso más en el sector para romper el monopolio de 10 países con tal capacidad.

El lanzamiento de total concepción y equipos de fabricación nacional, se apoyó en el cohete portador Simorq (fénix, en español).

Sin embargo, no alcanzó la velocidad necesaria para dejar en órbita al satélite Zafar, explicó Hoseini en declaraciones retransmitidas por la televisión estatal.

A 230 kilómetros al sudeste de Teherán y considerado la primera plataforma fija de Irán y del suroeste de Asia, el Centro de Lanzamiento Espacial Imam Jomeini corrió a cargo de la operación.

El Zafar es un satélite de teledetección de 113 kilogramos, con cámaras de alta resolución capaces de captar y transmitir datos para fines científicos, apuntó el portavoz.

tgj/arc