El presidente de Irán, Hasán Rohaní, advirtió que Estados Unidos (EE.UU.) tendrá problemas si interfiere en la navegación de los petroleros de la República Islámica.

“Si nuestros petroleros en el Caribe o en cualquier parte del mundo están en problemas con los estadounidenses, ellos también tendrán problemas”, cita la agencia Tasnim a Rohaní, quien este sábado mantuvo una conversación telefónica con el emir de Catar, el jeque Tamim bin Hamad Al Thani, informó las agencia HispanTV.

Los petroleros iraníes actualmente se dirigen a Venezuela, que, de acuerdo con el canciller venezolano, Jorge Arreaza,. EE.UU. pretende perseguir e impedir su paso por el Caribe.

Venezuela está padeciendo de daños en el suministro de gasolina debido al bloqueo financiero y medidas unilaterales coercitivas ilegales aplicadas por EE.UU.

El Gobierno Bolivariano introdujo en la ONU una solicitud formal para que se atienda la ilegal pretensión del gobierno de Trump de impedir el paso de las naves y la ayuda humanitaria que Irán está ofreciendo. Advirtió que la amenaza militar de EE.UU. y el bloqueo en general está violando descaradamente la Carta de la ONU los derechos consagrados en las Leyes Internacionales.

Este 20 de mayo, el ministro para la Defensa de Venezuela, el general en jefe Vladímir Padrino López, afirmó que el país recibirá a los buques petroleros iraníes que transportan combustible y adelantó que “apenas entren a la zona económica exclusiva, serán escoltados por naves, buques y aviones de la Fuerza Armada Bolivariana (FANB)”.

La llegada de estas embarcaciones ocurre en un contexto de amenazas del gobierno de EE.UU. de usar la fuerza militar para impedir la entrada de los tanqueros iraníes a Venezuela.

Este miércoles, el representante de Caracas ante Naciones Unidas (ONU), Samuel Moncada, denunció ante el Consejo de Seguridad que cualquier ataque a los buques “constituiría una agresión armada real”, contra Teherán y Venezuela, que debe ser evitada por la Comunidad Internacional.  /CP