Por Félix Carrillo Hinojosa

La niñez en Colombia corre serios riesgos, que arranca desde su gestión, cuya desnutrición es heredada por abuelas y madres, reproducida en una cadena que huele a muerte, la cual se suma al maltrato estando dentro y fuera de su vientre, irresponsabilidad de sus padres, poca o nula escolaridad, alimentación, violación, enfermedades congénitas, entre otros males.

El panorama cada vez se agudiza más y ahora con la pandemia y el levantamiento social, se volvió visible lo que siempre se sabía: “la niñez en nuestro país es el grupo social más frágil”.El ICBF atraviesa muchas dificultades, una de ellas, es que la suerte de la niñez en ese lugar se politizó, situación que deja al descubierto la poca claridad de la adopción de niños con relación a solicitantes de otros países.

En medio de las marchas, muchas voces se han entregado de frente y sin temor, que los ha llevado a decirle, a quienes están al frente del gobierno, que su manejo es equivocado, el cual pone a toda la ciudadanía en peligro, entre todas ellas, cobra serio protagonizmo la niñez, cuya muestra la representa esta niña con su seria denuncia.

Todos esperamos que esa solicitud, al igual que todas las expuestas por la ciudadanía, sean resueltas por un gobierno que solo es fuerte cuando suelta a los policías, al Esmad y soldados armados como instrumento de fuerza, que ya deja un listado de muertos, que se incrementará ante la arremetida que viene”. #Desdemiraya

Félix Carrillo Hinojosa