Gustavo Petro destacó que el mayor reto durante su mandato será el de levantar los pilares para el retorno de la paz definitiva en su país.

Durante la ceremonia de presentación y reconocimiento de las tropas y de la nueva cúpula militar colombiana, el presidente Gustavo Petro afirmó el sábado que las tropas del país deben prepararse para ser un ejército de paz.

En el acto, el mandatario colombiano fijó el nuevo rumbo para las Fuerzas Armadas durante su Gobierno y advirtió al alto mando militar y soldados que deben cambiar la concepción de guerra ante su decisión de dialogar con el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

«Se trata de cambiar la concepción misma (…) lo que se le demanda por parte del pueblo colombiano (…) es un ejército que empiece a prepararse para la paz, que termine, ojalá si lo logramos, como un ejército de paz», declaró Petro en presencia de la nueva cúpula de las Fuerzas Armadas.

El presidente colombiano destacó que el mayor reto durante su mandato será el de levantar los pilares para el retorno de la paz definitiva en su país.

Gustavo Petro declaró que urge forjar una alianza entre el soldado y el campesinado para avanzar en la construcción del país, tras décadas de conflicto y lucha.

“Lo que alcanza la paz es la unión entre las Fuerzas Militares y su pueblo, que tenemos que alcanzar, porque se ha roto en muchas partes del país, por la falta de confianza. Tenemos que reconstruir”, remarcó.

El presidente Gustavo Petro está tras ambiciosas reformas que incluyen la terminación del conflicto interno mediante diferentes negociaciones con los grupos que siguieron en armas tras el acuerdo de paz de 2016.

Previo a la ceremonia militar, Gustavo Petro suspendió las órdenes de captura y de extradición de los negociadores del ELN en Cuba para avanzar en un proceso de paz con esta organización rebelde, la última reconocida en el país.