La Comisión Europea exige que Varsovia modifique su sistema jurídico para desbloquear el dinero destinado a los estímulos por la pandemia.

Jaroslaw Kaczynski, vice primer ministro de Polonia, declaró que su país no puede aceptar las exigencias de la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, quien quiere imponer más cambios en el sistema jurídico, ya que eso «significaría un caos total»

Krzysztof Sobolewski, secretario del partido gobernante Ley y Justicia (PiS), comentó las palabras de Kaczynski, quien también es el líder de la formación, y afirmó que no les queda otra opción que «sacar todos los cañones que hay en el arsenal y responder con fuego» a la Unión Europea, reporta el periódico Wprost.

Kaczynski también destacó que «las concesiones no sirvieron de nada» y que la UE se negó a cumplir con sus obligaciones mientras Polonia lo hacía, mostrándose convencido de que el objetivo es «obligar [a Polonia] a someterse totalmente a Alemania«.

La razón para estas duras críticas por parte de las autoridades polacas es la decisión de la Comisión Europea de no descongelar 29.500 millones de euros (35.000 millones de dólares) de los fondos que la UE destinó a acelerar la recuperación económica de Polonia tras la pandemia.

En julio, Varsovia cerró la sala disciplinaria de su Tribunal Supremo, una de las exigencias de la Comisión Europea para desbloquear los fondos. Sin embargo, Von der Leyen afirmó que «esta nueva ley no garantiza que los jueces puedan cuestionar la situación de otro juez sin arriesgarse a ser objeto de una falta disciplinaria. Ese es un requisito necesario». Por lo tanto, el país no tuvo acceso al dinero.

Por su parte, Grzegorz Schetyna, opositor polaco, calificó en Twitter las palabras de Kaczynski como «una muestra de locura y decadencia».