La participación de Guillermo Reyes en el equipo de empalme del presidente electo Gustavo Petro, no recibió el visto bueno de organizaciones sociales y ambientales.

Henry Pacheco

Tras conocerse los nombres de quienes estarían frente a las tareas de preparación del Gobierno entrante el pasado martes 28 de abril, las muestras de preocupación y rechazo no han dado espera y se siguen evidenciando.

En primer lugar se cuestiona a Reyes por el presunto plagio de al menos dos libros y su tesis doctoral. La denuncia además fue realizada por el mismo hijo del jurista Juan Fernando Jaramillo, Diego Jaramillo, quien expresó su impresión ante este hecho, pues fueron los textos de su padre, quien ya falleció, los que habrían sido tomados de manera deshonesta.

Mi papá no quiso armar un escándalo ni iniciar un proceso legal porque él no era así, no porque fuera una malentendido, como dice Reyes. Sin embargo, de haber estado con vida y haber visto el nuevo plagio en el 2014 sí habría tomado algún tipo de medida.— Diego Jaramillo Vargas (@DiegoJarami11) June 28, 2022

Diego Jaramillo también aclaró que su padre no tomó acciones legales en contra de Reyes, pues “no quiso armar un escándalo”, sin embargo y al igual que las organizaciones, manifestó que causa preocupación que está persona asuma responsabilidades en el nuevo Gobierno.

Entregarle semejante responsabilidad a una persona con tan poca ética resulta preocupante. Además, es una persona sin visión progresista de la justicia. Hay gente con muchos mejores credenciales Gustavo Petro”.

Diego Jaramillo.

Por medio de un comunicado plataformas de organizaciones de DD.HH. rechazan presencia de Guillermo Reyes

Este jueves 30 de junio, la Coordinación Colombia Europa Estados Unidos, la Alianza de Organizaciones Sociales y Afines, la Plataforma colombiana de derechos humanos, democracia y desarrollo, el Movimiento de Víctimas de Crímenes de Estado (Movice) y la Campaña por la Independencia de la Justicia, hicieron público un comunicado en el que manifiestan su descontento con Guillermo Reyes.

A pesar de que se ha promovido un Gobierno incluyente y de escucha con todos los sectores, idea que además es respaldada por las organizaciones sociales, ambientales y de víctimas, las plataformas de DD.HH., afirman que involucrar a Reyes con el equipo de empalme del sector de la Justicia o incluso pensar en ponerlo en ese gabinete ministerial, representa lo contrario a lo propuesto por Gustavo Petro y Francia Márquez.

Su presencia es preocupante en términos de las ideas de justicia que representa, y que contradicen las planteadas por el Gobierno entrante durante la campaña, pues se estaría enviando un mensaje contrario a la lucha contra la corrupción y la impunidad y al avance hacia formas de justicia menos centradas en el punitivismo. Además, su participación pondría en duda el respaldo a los mecanismos de justicia transicional y el respeto a la independencia de la justicia”.

Plataformas de Derechos Humanos.

Otro de los puntos que motivan la negativa de esos sectores frente a Guillermo Reyes es que hizo parte del Gobierno del expresidente Álvaro Uribe Vélez, en dónde también recibe una postura critica de defensores de DD.HH. y víctimas.

“Guillermo Reyes fue viceministro de justicia durante el gobierno de Álvaro Uribe Vélez, nombrado como cuota del Partido Conservador por haber votado favorablemente la reelección. En dicho período, Reyes promovió varias medidas punitivistas, y se opuso al proyecto inicial de Ley de víctimas y al reconocimiento de la responsabilidad estatal de repararlas que allí se planteaba. Además, se presentaron varios hechos de corrupción protagonizados por su partido político, cuyas investigaciones -en su mayoría- no prosperaron, pero sí dejaron cuestionamientos sobre la integridad de Reyes”.

Plataformas de Derechos Humanos.

En otra comunicación, que también es firmada por líderes ambientales, se rechaza la defensa que Reyes ha asumido en la multinacional minera Anglogold Ashanti (AGA), que según comunidades tiene varios cuestionamientos.

El plan de Gobierno de Petro y Márquez está enmarcado en la mitigación del cambio climático, la transición energética, la materialización de los derechos de las comunidades, dedicadas por generaciones a la agricultura (…) y claramente el señor Reyes González representa lo contrario de este propósito”

Carta de organizaciones ambientalistas.

Dentro de los mensajes de las organizaciones y de las personas que se han opuesto al nombramiento de Reyes en el trabajo de empalme, se pide a Gustavo Petro considerar su decisión de trabajar con él en cargas tan relevantes cómo la transición del actual y nuevo Gobierno e incluso de contemplarlo para conformar el Ministerio de Justicia y del Derecho.