En medio de la guerra comercial que sostienen Estados Unidos y China, México emprende cada vez más acciones para acercarse económicamente al gigante asiático.

Académicos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y la Embajada de China en el país latinoamericano aseguran que ambas naciones han estrechado sus vínculos económicos y comerciales en un escenario geopolítico donde Pekín adquiere más protagonismo frente a las potencias occidentales.


«La inversión bilateral sigue creciendo y hay más de 200 empresas chinas operando en territorio mexicano», dijo el embajador chino Zhu Qingqiao, durante un evento organizado por el 50 aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas entre China y México.

El diplomático también reconoció que las relaciones entre los dos países se han fortalecido desde que el presidente Andrés Manuel López Obrador asumió el poder en 2018.

«En la actualidad, bajo el liderazgo conjunto del presidente Xi Jinping y el presidente Andrés Manuel López Obrador, el nivel de cooperación entre China y México ha avanzado continuamente a nuevas alturas», dijo Qingqiao en una entrevista con Milenio Televisión.

En 2021, el comercio bilateral creció en 30%, llegando a 110 mil millones de dólares, de acuerdo con información de la UNAM. Sin embargo, todavía hay mucho camino por avanzar para llegar a un vínculo digno del gran potencial económico y laboral que tienen ambas naciones. De hecho, China es el segundo socio comercial de México y éste, a su vez, es el segundo mayor socio comercial de Pekín en la región latinoamericana.

Internacional«El objetivo de EEUU es empantanar a Rusia para vencer a China»

Washington está incómodo

Cada vez son mayores las probabilidades de que el Gobierno de México firme un tratado de libre comercio con China. Sin embargo, si eso sucede sin el visto bueno de Estados Unidos, podría desatarse una tensión diplomática entre Washington y el país latinoamericano, advirtió Enrique Dussel Peters, coordinador del Centro de Estudios China-México de la UNAM.

«Estados Unidos ve con recelo la relación comercial entre México y China», afirma Dussel, quien además es director de la Red Académica de América Latina y el Caribe sobre China (Redalc-China).

El investigador destaca que el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) contiene un artículo —el 32.10— en el que se establece que, su in país miembro del grupo desea establecer un tratado de libre comercio con una nación que está fuera de los mercados contemplados —como China—, tendrá que dar aviso y explicar con argumentos por qué desea iniciar vínculos comerciales con determinado país.

«Me llamaría la atención que, después de un importante esfuerzo legislativo estadounidense en contra de China, México llegara a decirles que tiene las intenciones de firmar un tratado con ellos y que el gobierno de Estados Unidos diga: ‘claro, sin problema’. Hasta podría verse comprometida nuestra presencia [mexicana] en el T-MEC», observó Dussel.

En septiembre de 2021, China quiso adherirse al Tratado Integral Progresista de Asociación Transpacífico (TIPA), al que también pertenece el país latinoamericano junto con otras 10 naciones. Todavía no hay una respuesta formal a esa solicitud.

«Basta con que uno de los 11 países no esté de acuerdo para que se le niegue el acceso a China al TIPAT. Hasta ahora, las cosas avanzan bastante lentas», consideró el experto.

El plan de México para crear medio millón de empleos en poco tiempo

29 de abril, 02:41 GMT