El presidente venezolano aseguró que se acordó que sería una «reunión secreta».

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, confirmó este jueves que recibió la visita de un funcionario de la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA, por sus siglas en inglés), pero no reveló detalles sobre los temas tratados durante el encuentro.

«Todos los días me entrevisto con dos o tres delegaciones del mundo que vienen para distintas situaciones. Delegaciones de empresarios, inversionistas, políticos, diplomáticos y culturales. Hasta de la CIA viene gente a verme. En estos días vino alguien de la CIA a verme, […] no voy a contar qué hablé con él«, sostuvo el mandatario.

En sus declaraciones, Maduro acusó al Gobierno estadounidense de divulgar a los medios de comunicación la información sobre lo que se acordó que sería una «reunión secreta«. «Ellos sacaron el avión, luego sacaron la noticia y luego declararon. No tienen palabra. Dicen ‘vamos a hacer una reunión secreta’, la hacemos y ellos la sacan», lamentó, señalando como culpable de la filtración a James Story, encargado de Negocios de Estados Unidos para Venezuela quien reside actualmente en Colombia.

«James Story fue el que sacó [la noticia], porque no dirigía esa comisión que llegó a Venezuela. Story, que vive en Bogotá, por venganza sacó las fotos del avión y toda la noticia. […] Es un tipo mezquino, es un tipo malo, que odia a Venezuela», sostuvo el presidente venezolano.

Las declaraciones de Maduro se producen después de que AP reportara que el enviado especial de EE.UU. para Asuntos de Rehenes, Roger Carstens, visitó Venezuela. La supuesta visita de Carstens coincidió con el aterrizaje en el aeropuerto internacional de Venezuela de una aeronave Gulfstream Aerospace Gulfstream III, vinculada con la CIA.