COMUNICADO A LA OPINIÓN PÚBLICA

La Asociación de DERECHOS HUMANOS DEMETRIO PRIETO rechaza de manera enfática los atropellos y violación de los derechos de la comunidad indígena Emberá que se encontraban de manera pacífica el día 24 de julio de 2020 en la plaza de Bolívar de Armenia, cuando un grupo agentes de la fuerza pública arremetieron violentamente contra ellos, no respetando la condición de población vulnerable y protegida por nuestra Constitución política de Colombia.

Hechos de agresión y violencia realizados por la Policía contra mujeres en situación de embarazo y menores de edad en situación de indefensión, merecen el rechazo de toda la comunidad y por parte de las autoridades competentes, abrir las investigaciones disciplinarias y penales contra estos mal llamados servidores públicos y contra quienes dieron las órdenes de atacar y reprimir a estos pacíficos aborígenes.

Justamente en plena celebración del natalicio 237 de nuestro Libertador Simón Bolívar, sin ningún respeto por su memoria y como mudo testigo, frente a su escultora del parque que lleva su nombre, fueron duramente golpeados los hijos de esta tierra indo-prehispánica, víctimas del despojo de sus territorios por parte del imperio español contra el que luchó Bolívar y el sacrificio de una generación de criollos, muchos también ancestrales, que ofrendaron sus vidas y su sangre por una emancipación, no obstante esas luchas históricas terminaron en otra persecución sistemática y de exterminio contra quienes fueron los verdaderos poseedores de los territorios, los indo americanos.

Es inconcebible que una Alcaldía avalada por un movimiento de inspiración y formación de Defensa de los indígenas sea quien utilice la represión contra sus mismos representados, los indígenas, que le dieron el respaldo y un voto de confianza buscando una luz de esperanza para mitigar un poco sus desigualdades y marginamiento.

De igual manera, repudiamos los actos violentos contra estudiantes de la Universidad del Quindío que el mismo día ejercían un plantón frente a la Gobernación exigiendo garantías para la implementación de la “matricula cero” y fueron atacados de manera desmedida e ilegitima violencia por parte de los uniformados, acto en el cual agreden físicamente a líderes del movimiento estudiantil y ejercen detención sin justa causa de dos jóvenes.
Execramos de manera enfática y radical todo acto violento que se cometa contra la población civil por parte de la fuerza pública que debe estar al servicio del pueblo y no en connivencia de las estructuras violentas de poder y generadoras de miserias. Es inaceptable que se ejerza la brutalidad policiaca frente a la protesta pacifica que esta consagrada en la constitución política y es parte elemental de una sociedad “democrática”.

Muchas cosas criminales y de violación de los Derechos Humanos han pasado desde antes del aislamiento obligatorio, queriéndose aprovechar desde el poder político para implementar otro modelo basado en la tiranía, la represión y la persecución a líderes sociales, indígenas, reinsertados y constructores de Paz.

¡ BASTA YA DE PERSECUCIÓN Y REPRESIÓN A NUESTROS ABORÍGENES Y ESTUDIANTES¡
¡EXIGIMOS UNA INVESTIGACIÓN SERIA POR PARTE DE LA DEFENSORÍA DEL PUEBLO, LA PROCURADURÍA Y DE LA FISCALÍA.¡