Ginebra, 8 jul (Prensa Latina) La Cumbre Mundial virtual convocada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) hoy reúne a jefes de Estado y Gobierno para analizar el impacto y la incertidumbre generada por la Covid-19 en el mundo laboral.
La cita, que se extenderá hasta el 9 de julio, también tiene entre sus objetivos promover el crecimiento sostenido, inclusivo y sostenible, la ocupación plena y productiva.

Sobre los efectos globales negativos de la pandemia la recientemente la OIT publicó un informe sobre como la enfermedad devastó el mundo del trabajo y dejó en evidencia la extrema vulnerabilidad de millones de personas y empresas.

Las últimas estimaciones del organismo subrayaron que en el mundo se redujo un 10,7 por ciento el total de horas trabajadas en el segundo trimestre del año, lo que representa la pérdida de 305 millones de empleos.

Acotó la investigación que inicialmente la región más afectada fue Asia y el Pacífico, pero que actualmente es las Américas, seguida por Europa y Asia Central.

El nuevo coronovirus golpea duramente a las personas más desfavorecidas y vulnerables, remarcó el texto y agregó que la pandemia visibilizó las devastadoras consecuencias de las desigualdades.

La economía informal tuvo una contracción del 60 por ciento, unos dos mil millones trabajadores viven del día a día. De estos, mil 600 millones ven amenazados sus medios de subsistencia de manera inminente.

El texto de la OIT recordó que como consecuencia del dramático incremento la pobreza el Programa Mundial de Alimentos declaró en abril que la próxima pandemia podría ser de hambre.

Pero la Covid-19 no afecta por igual a mujeres y a hombres, estas representan los sectores más afectados y están en primera línea de la lucha contra la pandemia.

Principalmente en el sector de la salud y de los cuidados a la persona, donde representan el 70 por ciento del personal, significó la OIT.

Pronosticó el organismo que las actividades de formación y de educación el 50 por ciento no podrán finalizar el curso dentro del plazo previsto, y el 10 por ciento dudan que puedan completarlo más adelante.

Igualmente se ven afectadas las empresas con pocas reservas para subsistir incluso durante breves períodos de inactividad y en una incertidumbre permanente.

De acuerdo con la OIT los sectores más duramente golpeados por la pandemia son el comercio y reparación de automóviles; la industria manufacturera, los servicios de hotelería, las actividades inmobiliarias, comerciales y administrativas.

mem/tdd