Hanoi, 23 abr (Prensa Latina) Vietnam cumplió hoy una semana sin infectados por el SARS-Cov-2, se mantiene sin reportar víctimas fatales y relajó en gran parte de su territorio las medidas de distanciamiento físico activadas el 1 de abril.

A la fecha, el país mantiene intacta la cifra de contagiados (268) y la víspera rescató de la Covid-19 a siete pacientes, con lo que ya suman 223 los liberados del nuevo coronavirus.

Ante tan halagüeño panorama, el gobierno levantó este jueves en casi todo el territorio nacional las restricciones que adoptó hace tres semanas para contener a la Covid-19.

De la decisión están exceptuadas Hanoi y las norteñas provincias de Ha Giang y Bac Ninh, donde el escenario pandémico es relativamente complejo.

Tras sopesar la situación con el gabinete, el primer ministro Nguyen Xuan Phuc resolvió pasar a Hanoi del grupo de ‘alto riesgo de infección’ al de ‘con riesgo…’, lo que permite flexibilizar hasta cierto punto las medidas de distanciamiento social.

El laudo no alcanza a dos distritos capitalinos ni a varias localidades bajo su administración donde se detectaron casos en los últimos 14 días.

Xuan Phuc apuntó que la población debe aceptar una ‘convivencia con la epidemia’ y adaptarse a una ‘nueva normalidad’ que incluye el uso de mascarillas sanitarias en lugares públicos, la desinfección frecuente de las manos, el distanciamiento físico y la evitación de aglomeraciones.

Llamó además a las autoridades competentes a propiciar el retorno a la cotidianidad, incluyendo la reapertura de los comercios y de las actividades productivas a fin de volver progresivamente a los cauces normales de la vida económica y social, siempre con la seguridad como condición inviolable.

El jefe de gobierno señaló igualmente que se hace necesario trazar una estrategia certera y a largo plazo de control y prevención de la Covid-19 a fin de garantizar el desarrollo socioeconómico.

En ese sentido, también pidió a las entidades relacionadas a continuar trabajando para evitar contagios cuando sean recibidos los vietnamitas que estudian o trabajan en el extranjero, un proceso que ya comenzó con las precauciones del caso.

jha/asg