Por Waldo Mendiluza, Foto: Ileana Piñeiro

París, 1 dic (Prensa Latina) El vicecanciller venezolano para Europa, Yván Gil, afirmó aquí que su país lleva 20 años bajo ataque mediático, en los que se han silenciado sus logros y manipulado sus dificultades.

Para el funcionario, la responsabilidad por las mentiras y la tergiversación de la realidad venezolana debe atribuirse sobre todo a los dueños de los medios.

En estas dos décadas de Revolución Bolivariana hemos sido víctimas de la manipulación más que todo de las empresas propietarias, nosotros planteamos una revolución, una lucha de clases y eso explica sus ataques, comentó en entrevista con Prensa Latina.

De acuerdo con Gil, la desinformación en torno a su país puede interpretarse de manera bien sencilla: los dueños de periódicos, emisoras, canales y revistas apoyan al opresor y van contra el oprimido.

No existe generalmente la ética periodística cuando se trata de lo que ocurre en Venezuela, denunció.

El vicecanciller ilustró la hostilidad mediática con la situación de Colombia, donde el pueblo está en las calles reclamando paz, el cese de la violencia y el fin de medidas neoliberales.

Vemos poco o nada de eso aquí en Europa, pero si en Venezuela salen unos pocos a protestar, enseguida es noticia, advirtió.

Gil destacó la importancia de utilizar las redes sociales como vehículo para enfrentar la guerra mediática, la cual complementa la agresión económica liderada por Estados Unidos contra la Revolución Bolivariana.

A propósito de la dura situación económica del país, insistió en que responde fundamentalmente al bloqueo y la persecución financiera de Washington, un hecho ignorado por los grandes medios.

acl/wmr