Al son de golpes de tambores africanos y con la participación de más de 50 países de los 5 continentes, 117 delegados internacionales y más de 200 delegados nacionales, se celebró desde el 10 al 12 de noviembre, en las instalaciones del Hotel Alba Caracas, el I Congreso Internacional de Afrodescendientes, “Cimarronajes contra el Imperialismo”.

Este encuentro mundial, contó con la participación del Vicepresidente Sectorial de Desarrollo Social y Territorial, Aristóbulo Istúriz Almeida, quien refirió, que el foro de los pueblos afro tuvo como objetivo, la organización para asentar las bases de lucha por la autodeterminación y soberanía de los pueblos afrodescendientes, quienes han contribuido al desarrollo de los países en el mundo.

Entre los acuerdos del congreso, destaca resoluciones en solidaridad y respaldo al pueblo de Chile, Bolivia, Colombia y Haití, quienes llevan adelante una dura lucha contra el neoliberalismo y el fascismo.

Cabe mencionar, que la actividad fue clausurada con una masiva movilización que partió desde Este de la capital venezolana, hasta llegar al Palacio de Miraflores, donde se encontraron con el Presidente Constitucional Nicolas Maduro Moros, quien autorizó la creación del Centro de Investigaciones Afrodescendientes Sur-Sur, solicitud hecha por los asistentes al Congreso.

“Que vivan los pueblos originarios de Suramérica, América Latina, El Caribe y el Mundo. Unidad en la diversidad ¡Yo quiero levantar desde Venezuela la bandera Wiphala!” expresó el presidente.

Texto y Fotografía: Luis Zulueta