Caracas, 05 Mar. AVN

Por: Karelis González

Lo que aprendí de Chávez. Es difícil pensar en algo que no haya dicho o hecho que no se traduzca en alguna enseñanza. Y es que como diría William Martínez, residente de la parroquia San Juan, ubicada en Caracas, “son tantas cosas, que me quedaría corto con las palabras que pueda decir”.

A quién se le pregunta, lo describe como un maestro de valores, de patriotismo y de dignidad. El Comandante Hugo Chávez, quien partió a la inmortalidad el 5 de marzo de 2013, sembró el ideal de “ser leales a la Patria” en un pueblo que, durante cuatro décadas, sufrió las consecuencias de una política neoliberal, entreguista y excluyente.

Es precisamente la lealtad, ese sentimiento de fidelidad a los principios morales, lo que le ha permitido a los venezolanos resistir con gallardía los embates de la guerra económica, así como las amenazas de intervención militar que el gobierno de Estados Unidos (EEUU) mantiene sobre el territorio nacional.

“Él nos enseñó a ser leales con nuestros principios, con nuestros sueños. Chávez nos levantó con amor patrio, nos hizo amar nuestros símbolos, nos dio la fortaleza y nos preparó para lo que se avecinaba”, señala Martínez en entrevista concedida a la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Sin escuchar lo pronunciado por William Martínez, un frecuente visitante de la Esquina Caliente, espacio representativo de la lucha revolucionaria, ubicada en la plaza Bolívar, en Caracas, coincide con su apreciación. Aunque su mirada está fija en la pantalla de un viejo televisor, Orlando Cañizales, asevera que gracias a sus enseñanzas “hoy seguimos en resistencia”.

“Lo que nos enseñó es lo que estamos demostrando. Estamos en resistencia, defendiéndonos del imperialismo yankee que nos quiere ahogar. No nos dejaremos por los extranjeros, ni por nadie que venga por las riquezas del país”, apunta Cañizales, quien lleva entre sus manos un ejemplar de la última edición del Semanario CuatroF.

Después de un vigoroso ¡Viva Chávez! emitido en respuesta a una frase similar, una militante decide hablar, aunque opta por no mencionar su nombre. Ella argumenta que no es importante figurar, sino transmitir el mensaje.

Con algunas arrugas en su rostro, producto del paso del tiempo, la dama de edad avanzada sostiene que “Chávez nos enseñó a defender lo que somos, a luchar por la paz y por nuestra tierra”.

Es que en su discurso, Hugo Chávez llamó a preservar la soberanía, a proteger la independencia como el bien más preciado que hemos heredado del Libertador Simón Bolívar.

En este sentido, José Montilla, transportista de profesión, agrega que tal como en la época independentista “somos un pueblo en resistencia”, una nación que a pesar de las adversidades continúa “luchando, cumpliendo con lo que nos dijo Chávez”.

Legado de amor

También enarboló las banderas del amor. El Comandante fundamentó su acción cotidiana con un noble sentimiento, comprendía las necesidades del pueblo, sabía de sus luchas históricas y actuó en función de ello.

Afianzó el concepto de solidaridad, hizo que el venezolano se sensibilizara ante la desventura del otro.

“La enseñanza más grande que me dejó fue ser sensible. Chávez me impulsó a luchar por la gente, a ser la voz de aquellos que aún temen y a compartir hasta lo que no tengo con mi comunidad”, destaca Belkys González, residente de Los Frailes de Catia, ubicado en Caracas.

En paralelo, indica que el legado de Hugo Chávez está compuesto por la organización y el empoderamiento que le inculcó a los venezolanos.

“Me enseñó a organizarme, a ser la comunicadora del barrio y a luchar, luchar y luchar por lo que uno más quiere que es la Patria”, dice González

Con el recuerdo fresco en su memoria, intenta ocultar sus lágrimas con una sonrisa. Para ella, los ideales de Chávez son sinónimo de fortaleza, sobre todo ahora que Venezuela es víctima de la agresión extranjera.

“Nosotros somos los únicos capaces de resolver nuestras diferencias. Este pueblo no quiere guerra, somos pacíficos, amorosos, perdonamos a quienes nos atacan y queremos paz”, destaca.

Y es que a seis años de su fallecimiento, Hugo Chávez continúa guíando el destino de los revolucionarios.

“Él es nuestro héroe porque cuando estamos por sucumbir aparece un vídeo, un mensaje en la que nos señala qué hacer. El Comandante sigue siendo nuestro líder”, acentúa William Martínez.

AVN – 05.03.2019 07:58 am